Saf instant logo
Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

La ultracongelación, una aliada del frío

El oficio de panadero, riguroso por naturaleza, requiere control y regularidad. Nada fácil en lo cotidiano, cuando se desea ofrecer productos frescos a sus clientes a cualquier hora del día...Para anticipar y responder a los picos de venta, ¿por qué no recurrir a la ultracongelación? Utilizando el frío para evitar o impedir que la masa de sus panes y bollería suba, le da un buen impulso a su actividad. Explicaciones.

La ultracongelación, ¿en qué consiste?

La ultracongelación es una técnica de panificación diferida en frío negativo. Consiste en lentificar o interrumpir momentáneamente la fermentación mediante el paso a -30ºC aproximadamente. Los productos ultracongelados se almacenan posteriormente mediante congelación.

Fácil de implementar, sin perturbar sus conocimientos técnicos, la ultracongelación permite controlar mejor la etapa de fermentación y, por lo tanto, su producción. El bloqueo puede producirse en diferentes fases de fabricación:

  • el amasado,
  • el moldeado
  • una fermentación parcial,
  • una cocción parcial.


En función de sus necesidades, basta con preparar las cantidades deseadas, ultracongelarlas y luego descongelarlas en el momento oportuno para finalizar su producción, antes de la puesta a la venta. Bastante simple, ¿no?

¿Qué ventajas tiene para mí?

La ultracongelación es una técnica práctica, eficiente y repleta de beneficios. En el uso diario, el frío le permite:

  • Preparar sus especialidades con antelación, liberándose de las limitaciones de una producción diaria,
  • Facilitar la gestión de sus stocks: puede producir cantidades mayores reduciendo el riesgo de pérdidas,
  • Responder rápidamente a la demanda en períodos de afluencia,
  • Optimizar la conservación de sus preparaciones sin pérdida de sabor ni apariencia durante varias semanas,
  • Diversificar su línea de productos: con stocks ultracongelados con antelación, usted dispone de tiempo para preparar nuevos productos.

¡Siempre listo, siempre fresco!

La ultracongelación es una técnica útil para optimizar la calidad de sus productos, pero también de su servicio. Así les ofrece a sus clientes:

  • Productos horneados frescos y crujientes, de la mañana a la noche,
  • Un aprovisionamiento regular,
  • Gamas de productos más amplias,
  • Más facilidad para tomar pedidos más importantes,

En resumen, la ultracongelación está al servicio de sus conocimientos técnicos… y de sus técnicas de venta.

La ultracongelación en la práctica

  • ¿Qué productos se pueden ultracongelar?

La ultracongelación es adecuada para todos los tipos de panes y bollería, masas de pizza, pero también para sus especialidades de pastelería (pasteles, tartas, natillas, postres)…¡O sea, casi la totalidad de su producción!

  • Ultracongelación o congelación: ¿qué diferencia?

La ultracongelación permite bajar rápidamente a una temperatura que preserva la actividad de la levadura (-30 ° C). La congelación es una solución de almacenamiento que permite una conservación prolongada a -18ºC.

  • ¿Qué equipos se deben utilizar?

La célula de ultracongelación es el equipo ideal. Existe como torre de ultracongelación compacta para placas o cámara de ultracongelación, diseñada para recibir uno o más carros. En cuanto al ultracongelador – conservador, garantiza a la vez de la ultracongelación y la conservación. Para obtener más información, no dude en acercarse a un distribuidor profesional.

Comparte este artículo:

También te puede gustar: